domingo, 19 de mayo de 2013

AQUÍ ESTAMOS OTRA VEZ



El pasado miércoles, casi sin tiempo para que el Barrio despidiera a su Hermandad, dio comienzo este camino doscientos donde el frío y el agua han sido dos grandes protagonistas. Los primeros chaparrones ocurrieron a los pies del Aljarafe y obligaron a la protección de la carreta del  simpecado con el lógico deslucimiento de la misma. La Raya Real también recibió a la comitiva trianera con un gran aguacero momentos antes de la parada para sestear. Con absoluta puntualidad se llegó al Puente del Ajolí donde una marea de trianeros acompañó a La Chiquitita hasta la presentación oficial de la Hermandad ante La Blanca Paloma, uno de los momentos más esperados en El Rocio y de más emoción para los miles de peregrinos trianeros.


Y entre fiesta y alegría, como antítesis a la cruda realidad que nos está tocando vivir, en la aldea de El Rocío quedamos a la espera que los almonteños decidan mostrarnos a su reina de las marismas. Después vendrá el camino de vuelta y la noche del jueves, donde Triana, un año más, estará en la calle esperando a su Hermandad; esperemos que ésta esté a la altura de las circunstancias y olvide las prisas para que el discurrir de la comitiva por las calles de Triana sea la gran fiesta de todo el Barrio.



El corresponsal rociero de Tri@ana en la Red.

2 comentarios:

  1. como se nota que estás cerca J.L un saludo y el jueves nos vemos si dios quiere.(espero que lo ayas pasado bien un abrazo)

    ResponderEliminar
  2. jimenezjb24/5/13 16:25

    Ya regresamos, Manolo y, sí, lo hemos pasado muy bien. Sólo un poco de frío.

    ResponderEliminar

*/