martes, 16 de abril de 2013

LA CAVA DE LOS MUNICIPALES

Los tristes ojos del Corral de la Encarnación reflejan la belleza del Colegio Reina Victoria. 


Encantados, eso dice el delegado del distrito que estamos los vecinos de Triana con la ubicación de una comisaria de la policía local en el Corral de la Encarnación. No teníamos bastante con el adefesio blanco que unos arquitectos iluminados, animados por la incultura de los gobernantes,    nos han dejado en lo que fue la Cava de los Gitanos; ya hemos comentado ampliamente esta nueva tendencia y el desprecio hacía la arquitectura tradicional que en este caso, y como lo demuestra la fotografía que encabeza la entrada, tenía el mejor espejo posible en el edificio de enfrente. Si Don Aníbal González levantara la cabeza…

Al delegado hay que recordarle  la historia de este corral para que no siga vendiendo más humo. Sr. Pérez, ¿cómo se le ocurre decir que los trianeros apoyamos el ahorro económico que supone el traslado de la comisaría de Santa Fe a este corral? ¿De qué ahorro económico está usted hablando?  Ni usted ni la mayoría de los forasteros que le apoyan en la Junta Municipal del Distrito saben lo que se traen entre manos. ¿Olvida usted lo que la rehabilitación de la casa le ha costado ya a las arcas municipales? ¿Cuánto van a tener que invertir en adaptar este espacio, pensado para funciones culturales, en una comisaria? ¿Han cuantificado que edificios como estos son los que necesitamos para el fomento de la única industria que aún nos queda en Triana? Claro que nos estamos refiriendo al aprovechamiento turístico y cultural de un bien de interés etnológico. Para eso ya se luchó durante muchos años -Eduardo Corrientes a la cabeza- y la presión vecinal consiguió  salvar de la piqueta a este corral, con el compromiso de que se conservaran las 13 viviendas con fines sociales y que la casa tapón se rehabilitara con fines culturales. Con eso es con lo que estábamos encantados los trianeros y eso es lo que usted debería haber respetado.

En un acto de cinismo nos  venden la seguridad y la austeridad  económica como valores fundamentales de este nuevo proyecto.  Sin embargo muchos trianeros seguimos preguntándonos por aquellos azulejos que tenían previsto colocar en la zapata de la calle Betis. Igual le da un colorido “impactante” a su nueva comisaría, Sr. Delegado; mire a ver si le caben todos los azulejos en la fachada del Corral de la Encarnación y rescátelos del fondo del río. Seguro que ahorrará dinero en pintura.  Y, ¿cómo nos explica que la Junta de Andalucía, con el respaldo legal de su nuevo decreto, prevea sanciones para bancos e inmobiliarias que mantengan viviendas vacías sin ponerlas en el mercado de alquiler y ustedes mantengan más de la mitad de las viviendas de este corral cerradas?

La especulación y el mal gusto terminó con cualquier resto de lo que antaño fue la Cava de los Gitanos, convertida en la actualidad, por las artes de la incultura y el desconocimiento,  en la  “Cava de los Municipales”. En Triana  todo es susceptible de empeorar… ¿HASTA CUANDO VA A DURAR ESTA PLAGA?

Típicos balcones trianeros en lo que será la nueva comisaría de los municipales.

José Luis Jiménez

7 comentarios:

  1. El asesino inmobiliario ha seguido las huellas del asesinado inmediato (¿te has fijado en la casa paredaña, José Luis?), las mismas formas horribles, pero superándolas en medida de crueldad. La Cava ha sido, tras el agotamiento de Los Remedios, un laboratorio para que matantes arquitectónicos experimenten, hagan realidad sus pesadillas, mientras las autoridades los apoyaban con la logística y hasta le pagaban por el crimen.
    Ni siquiera como cuartel vale este adefesio protegido -tiene gracia- por la Junta de Andalucía. Hay que tirar la fachada y procurar que los hacedores de tanta maravilla y sensibilidad no cometan más asesinatos, al menos, en Triana, que ya el histórico barrio está bastante muertecito.
    ¿Aníbal González? ¿Pero tú crees que a estos señores les interesa saber quien fue...?

    ResponderEliminar
  2. jimenezjb16/4/13 10:42

    Y lo peor, Ángel, puede estar por venir; espera a que construyan el solar anejo. Lo que está ocurriendo con el Corral de la Encarnación da para escribir un amplio libro. Que cataloguen al edificio como bien de interés etnológico y lo primero que se les ocurre es destrozar la fachada original, después lo mantengan cerrado y hermético y por último lo conviertan en un cuartel, sencillamente es demencial. ¿Qué podemos esperar de estas autoridades que nos gobiernan?
    Hablaremos de Aníbal González y por supuesto del Colegio Reina Victoria, a ver si salvamos algo del patrimonio de La Cava.

    ResponderEliminar
  3. Os apoyaré en todas estas reivindicaciones tan necesarias como meritorias. Mi firma, contad con ella para evitar tantísimos destrozos e impresentables gestiones de los miopes gobernantes que no saben estar a la altura de sus respectivos cargos y que les pondremos donde les corresponden muy prontito. La repugnante y codiciosa especulación es la cuna de muchas de estas "faenas".

    Pero no cuentan con la reacción de los trianeros, ¡Ay es nada! Ni con el resto de los sevillanos, que estamos ya muy hartitos de gente inepta e irresponsable.

    ¡He dicho, señores!

    ¡Que tengáis buena Feria!

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Estoy de acuerdo con "a", tanto que soy yo mismo (se me olvidó darle a última tecla). Lo mejor es que no faltan gente en nuestra castigada ciudad de Sevilla y en el mártir barrio de Triana a los que les duele las heridas como las de este edificio-adefesio, que ni hecho a propósito. Y Mari Carmen es una de ella.

    ResponderEliminar
  5. Sí, Ángel, una de las muchas miles, por supuesto.
    Los blogs tienen muchísimo de positivo en la actual sociedad...¡¡¡USEMOSLO!!!

    ResponderEliminar
  6. Rafael M.H.17/4/13 11:43

    José Luis tú juegas con trampa, no vale tener memoria, no existe el pasado, para un gobernante el mundo comienza cuando él llega, el corral estaba sin uso y ahora ya va a ser útil, ¿Eduardo, qué?, no les cuentes historias, que esas no pasan por caja, sencillamente es una cuestión de intereses, los gobernantes anteriores quisieron, idearon un espacio cultural, pero no fueron capaces de llevarlo a la práctica, los gobernantes de ahora apuestan por la seguridad (si su interés por la cultura lo medimos con el museo de la cerámica y los famosos azulejos...) y según cuentas, está hecho. Se apuntan un tanto y todo es maravilloso, esperemos que nos expliquen las ventajas del traspaso, incluida la parte económica, claro está. Realmente tristes esos dos ojos, pero enhorabuena porque has conseguido sacar una perspectiva hermosa de ese edificio tan incongruente, con la ayuda de D. Aníbal, no cabe duda.

    ResponderEliminar
  7. jimenezjb18/4/13 11:43

    Tal vez ese sea uno de los problemas de los gobernantes: el desconocimiento del pasado. Y cuando además son forasteros sin ganas de conocer esas historias que mencionas pasan cosas como las del Corral de la Encarnación ¿Habrá edificios en Triana para ubicar una comisaria y no sacrificar un edificio de tanto interés? Por seguridad y economía lo que tendrían que hacer es dejar la Casa de los Mensaque para otro fin y que usan cualquier otro lugar para la sede del Distrito, o mejor, directamente que supriman de una vez los distritos.
    Y con respecto al Museo de la Cerámica, miedo me está dando en lo que pueden convertirlo , si algún día lo vemos abierto, claro.

    ResponderEliminar

*/