martes, 14 de junio de 2011

EL DEDO DE RODRIGO: LA VELÁ EN VELA

          
         Ya va siendo hora de que, una vez más, demos la bienvenida a un flamante delegado. Siempre nos anima la esperanza, porque rara ha sido la ocasión que al saliente (o salienta), no le hayamos plateado el puente... a enemigo que huye... Y estando en Triana, siempre la esperanza. Como los relevos coinciden con la organización de nuestra fiesta grande, resulta que ésta, la de Santa Ana de julio y la cucaña (todavía, aunque apenas se le parezca) es una incógnita. Primero porque no sabemos si los otros, cumpliendo postreros compromisos con gente afín, han otorgado ya el cartel, el pregón o determinadas actuaciones artísticas.
         Normalmente el entrante no lo suele ver mal, así se evita los efectos del primer golpe de responsabilidad haciendo de Pilatos. Y por ahí ya empieza a fallar. Ojalá la señorita delegada de fantasmal recorrido, sucesora del nefando Moriñas, le haya dejado la tarea a quienes les corresponde y que sea de ellos la obra y así empezaremos a calibrarlos. La Velá es una cosa muy seria, una de las Fiestas Mayores de Sevilla, Bien Cultural de Andalucía, la manifestación festiva religiosa-pagana más antigua de casi toda España; nada menos que casi ocho siglos de historia certifican su valía y respeto.
         Pero organizar una fiesta de esta categoría cuesta dinero y dudamos de que en las arcas haya alguna moneda acompañando las telarañas. Hay que poner zancadillas al enemigo a ver si se rompe la nariz, lo demás nada importa. Si fuera así, aconsejamos al delegado y su equipo (otra incógnita es la comisión hecha a la medida de los salientes) que agudicen el ingenio, a veces el dinero no lo es todo salvo para lo imprescindible. Y un consejo más: que no sean rácanos con los homenajes, los títulos; que se recuerde que cuando se instituyeron se pensó en tres, dos y dos (de Honor, Adoptivos y del Año), que se colme de felicidad, de rostros agradecidos, el escenario del Hotel Triana, que es el espacio natural de la primera y gozosa jornada, la de mayor pureza, o sólo va servir a la Bienal y a los artistas forasteros.... Y que no se busquen como salvadores a personajes de relumbrón, porque la categoría la da Triana y no necesita de famosos; que sean vecinos a los que se les debe un reconocimiento por su amor y su esfuerzo como hijos de esta patria única, para que no se nos muera ya ni uno sólo con la amargura del olvido. Que Triana, al menos en esto, siga siendo lo que fue. Hay que recuperar el Hotel Triana, como hizo el inolvidable Alberto Jiménez Becerril cuando tuvimos la fortuna de su nombramiento, ahí está la esencia y no podemos olvidar que el patio se salvó para que sirviera al barrio y no a determinados vecinos (lo que nos faltaba) a los que parece les molesta “el ruido”.
         Existen muchos pintores que harían el cartel por amor a su barrio; hay voces enamoradas de Triana que la cantarían con poética y filial emoción (sólo en versos, nada de cantes o pianos que conviertan el pregón en un musical). Muchos han sido los errores de la comisión y su presidente en estos años pasados buscando el interés político y ya ven para lo que les ha servido.
         Hace veinte años justos que Alberto ocupó dignamente el sillón de San Jacinto; habría que recordarlo, dedicarle esta Velá, para que el debutante se fije en su obra. Porque aquí el Pepé no tiene más que dos caminos: el de Alberto (gozoso, responsable, práctico, cariñoso) o el de su sucesor y compañero de partido, el señor Gutiérrez Alviz (todo lo contrario). Ya ven, el hombre es lo que importa.
         Sólo resta desearnos suerte.


Ángel Vela Nieto

10 comentarios:

  1. A. Fernández de Cachero M.14/6/11 15:37

    ¡Joé, Ángel! Que pedazo de artículo. ¿Dónde hay que firmá?

    ResponderEliminar
  2. jimenezjb15/6/11 15:29

    Lo de la Velá de este año es preocupante. A falta de un mes es posible que no esté designado ni el pregonero, ni el cartel, ni el programa; lo que parece seguro es que el presupuesto será escaso. En definitiva que el nuevo delegado tiene una papeleta fea. Buena corrida para el debutante y a desearnos suerte.

    ResponderEliminar
  3. Estamos espectantes ante las primeras palabras del delegado trianero como tal; forzosamente tienen que estar dirigidas a la Velá...

    ResponderEliminar
  4. Angel Bautista16/6/11 19:18

    perdona Angel, las primeras palabras han sido para el reparto del pastel(puestos de confianza) que o mucho me equivoco o van a ser igual en número y en dotación económica que los anteriores, o sea de austeridad en este capitulo parece ser que no, más bien sera en el capitulo de dotaciones para el barrio.

    ResponderEliminar
  5. Si en la Tenencia no se decide nada fundamental, si todo depende del alcalde y la Casa Grande, para qué tanto enchufaos; no hay un delegado responsable, ¿qué necesidad hay de un director, un subdirector y no sé cuántos cargos más...? Antes el delegado disponía de un secretario del partido y un oficinista funcionario y se notaban mucho más que ahora.
    Pues si es así, Ángel Bautista, bien empezamos...

    ResponderEliminar
  6. A. fernández de Cachero M.17/6/11 0:49

    ¿Pero que me estáis contando, Ángeles de Triana?. ¿Más de lo mismo?. O sea que barruntáis que solo han cambiado los collares. Güeno,hay que esperar el periodo de adaptación y tiempo al tiempo,joé. Y un poné: ¿Y si ahora por las plazas de Triana en ves de Velá se lían a poner cristobitas que ahora le dicen marionetas?. ¿Que pasaría?. Y un dato ¿Cómo se pagó la merendola?.

    ResponderEliminar
  7. Angel Bautista17/6/11 7:01

    las personas elegidas, ni conocen ni sienten el barrio, son los clásicos hombres de partido,dóciles a la voluntad del que le paga y no a los intereses del barrio.
    habrá que ir pensando en la implantación del movimiento del 15 M en Triana.

    ResponderEliminar
  8. Pues en el pecado llevarán la penitencia... pero creo que hay que esperar a ver cómo se las entienden con la Velá y ya hablaremos en septiembre...
    Sigo pensando que hacerlo mejor que los que han salido no requiere mucho esfuerzo. Aunque Triana merece la mayor atención. Sigamos con nuestra esperanza.

    ResponderEliminar
  9. Con que ahora resurta que no hubo merendola ni ná de ná y que se fue a esperá las carretas a la Pañoleta y a darse un bardeo con la jet society. Yo no me lo creo, yo creo que después del lío de las carretas se lo tuvieron que llevar a Urgencias de la Cruz Roja y allí coincidieron. La falta de costumbre. En fin vamos a esperá que ya llegará el verano.

    ResponderEliminar
  10. Pedazo de artículo

    ResponderEliminar

*/